Los principales tipos de análisis para papiloma, características de su colección.

El virus del papiloma o VPH es un microorganismo que tiene decenas de subespecies. Según la cepa del virus que tenga una persona, se producen ciertos cambios en la piel, las membranas mucosas y los órganos internos.

Los VPH relacionados con los subtipos oncogénicos son particularmente peligrosos, es decir, aumentan el riesgo de desarrollar enfermedades malignas. Un análisis oportuno del papiloma ayudará a establecer la cepa del virus del papiloma y, en consecuencia, recibir un tratamiento antiviral, que también es una prevención del cáncer.

Causas del VPH

El virus del papiloma humano es uno de los virus más extendidos a nivel mundial.

Se cree que una o más cepas de este microorganismo se pueden encontrar en casi el 90% de la población. Una propagación tan amplia del VPH se debe a la facilidad de su transmisión.

El virus solo se transmite de persona a persona, pero de varias maneras. El más básico es el sexual y puede ser el contacto sexual tradicional u oral o anal. El VPH se puede transmitir de la madre al bebé durante el parto, y los papilomas a menudo se descubren en la boca y la garganta del niño después de un tiempo.

Los virus del papiloma a menudo se transmiten por contacto, es decir, a través de la piel rota o cuando diferentes personas usan ciertos artículos personales. El microorganismo conserva perfectamente su viabilidad en un ambiente húmedo y cálido, por lo que después de visitar un baño o una piscina puede convertirse fácilmente en su dueño.

Algunas características de la actividad sexual aumentan el riesgo de infección. Este es su inicio temprano, cambio frecuente de pareja, enfermedades de transmisión sexual, abortos en mujeres. En la mayoría de los casos, las mujeres se infectan sexualmente con el VPH, que los médicos asocian con las características anatómicas de las estructuras de sus órganos genitales.

El virus del papiloma no siempre aparece de forma inmediata, suele pasar varios meses y años antes de que se manifieste en la piel y las mucosas.

Varios factores provocadores son responsables de la activación del patógeno, cuyo grupo incluye:

  • Marcado debilitamiento del sistema inmunológico. Esto se observa después de enfermedades infecciosas graves, después de un tratamiento prolongado con antibióticos y enfermedades respiratorias frecuentes.
  • Los efectos negativos del estrés psicoemocional prolongado y frecuente.
  • La presencia de enfermedades crónicas del área genital, órganos urinarios, tracto digestivo.
  • avitaminosis.
  • Malos hábitos: fumar a largo plazo, abuso de alcohol.

La activación del virus hace que se acumule en grandes cantidades en un área específica del cuerpo o en las membranas mucosas, cambiando la estructura y función de las células allí ubicadas. El resultado de este proceso es la aparición de verrugas y papilomas.

Las verrugas genitales que aparecen en los genitales externos y, en las mujeres, en la vagina son particularmente peligrosas. Los crecimientos en la piel pueden ser únicos o múltiples, a menudo están lesionados, lo que aumenta el riesgo de degeneración de las células normales en atípicas.

¿Cómo y por qué se analiza el virus del papiloma humano?

moléculas del virus del papiloma humano

Cuando aparecen papilomas en el cuerpo humano, un dermatólogo definitivamente puede decir que hay un virus en el cuerpo de este paciente.

Pero para que el tratamiento sea lo más efectivo posible, son necesarios diagnósticos de laboratorio para determinar el tipo de virus y su cantidad en el cuerpo.

Al detectar crecimientos papilomatosos, es imperativo determinar la cepa de VPH:

  • En los genitales externos, en la mujer en la vagina y en el hombre en el pene y la uretra.
  • En la zona del cuello y la boca.
  • alrededor del ano.

El análisis en este caso le permite determinar si el virus pertenece a un grupo oncogénico o no oncogénico.

Esto le permite al médico predecir el resultado de la enfermedad y prescribir un tratamiento que evitará la probabilidad de desarrollar una lesión maligna. Es necesario el análisis del virus del papiloma humano, y si se detectan lesiones precancerosas, en las mujeres se trata de displasia o leucoplasia del cuello uterino.

Se recomienda un análisis de virus del papiloma a todas las mujeres después de 30 años. Idealmente, debe repetirse cada tres a cinco años. Tal actitud hacia la salud permite detectar el desarrollo de células atípicas en las primeras etapas de su aparición.

Se han desarrollado varios métodos de diagnóstico para detectar el VPH en el cuerpo humano. El paciente toma sangre para análisis, raspado y frotis en mujeres del canal cervical y el cuello uterino. En los hombres, se requieren células de la membrana mucosa de la uretra, el secreto de la próstata, para el análisis.

Antes del análisis, se recomienda cumplir con algunas reglas. Los pacientes masculinos no deben orinar durante una hora y media. Una mujer durante la higiene de la noche anterior no debe ducharse y usar detergentes bactericidas.

Si es necesario, se realiza una biopsia si se sospecha VPH. Es decir, se toma un pequeño trozo de tejido de la zona de transformación celular.

métodos de diagnóstico

Los centros médicos modernos tienen varios métodos para detectar el VPH en el cuerpo humano. Los más utilizados son los siguientes:

  • PCR - reacción en cadena de la polimerasa. Este método se basa en la detección del ADN del virus del papiloma humano, lo que permite encontrar este microorganismo con casi la mayor probabilidad. El estudio requiere fluidos biológicos: sangre, saliva, orina, líquido amniótico o raspado del revestimiento del cuello uterino o la uretra. El diagnóstico de ADN también ayuda a determinar el tipo de microorganismo y su relación cuantitativa en el momento del muestreo.
  • La prueba Digin es un análisis moderno y altamente sensible que le permite asignar un virus a una de cien cepas y determinar su oncogenicidad. Para analizar el papiloma, se requiere raspar la vagina o la uretra. Los resultados obtenidos son interpretados por un médico. La prueba Digin permite detectar la concentración del virus, lo que indica un alto riesgo de degeneración de células alteradas en células cancerosas. Por tanto, este estudio es necesario para poder prescribir el tratamiento preventivo más eficaz.

Si los resultados de la prueba son positivos o si los resultados son cuestionables, se prescribe un segundo diagnóstico. Le permite evaluar los resultados del tratamiento y determinar con precisión si una persona está infectada con el VPH.

Pero incluso con resultados negativos, cada persona debe ser examinada regularmente, ya que la infección por el virus es posible en cualquier momento.

Características de la encuesta entre mujeres.

Cómo ponerse en contacto con un médico sobre el virus del papiloma humano

El diagnóstico del virus del papiloma en mujeres tiene sus propias características. El más revelador es un raspado tomado cualitativamente de la zona de cambios visibles y del canal cervical.

El material se obtiene con un cepillo especial, al mismo tiempo que se toma un frotis para citología. En algunos casos, se puede utilizar una sonda médica universal para el muestreo. El material no debe tomarse durante la menstruación ya que muestra resultados poco confiables.

Solo se asigna citología a pacientes de un ginecólogo que aún no han cumplido los treinta años. La detección del VPH antes de los 30 años no es significativa; se cree que la infección en los jóvenes se desarrolla de manera sigilosa.

Después de 30 años, se prescribe citología junto con pruebas para el virus del papiloma. En este momento, es importante no perderse el momento que indica la degeneración de células normales en células cancerosas.

¿El papel del genotipado?

El genotipado es la determinación de laboratorio del tipo de virus. Tal estudio tiene varias ventajas, estas son:

  • Detección simultánea de varias cepas de virus.
  • Determinación del grado de oncogenicidad del VPH. Se cree que el cáncer de cuello uterino ocurre cuando una mujer tiene los tipos de VPH 16 y 18.
  • La capacidad de detectar la reinfección de una infección persistente (crónica) con pruebas repetidas.

La identificación de cepas oncogénicas le permite al médico elegir el régimen de tratamiento que proporcione el máximo efecto antiviral en el cuerpo y prevenga el desarrollo de cáncer.

La re-genotipificación muestra la efectividad de la terapia, ya que no es posible la reinfección con la misma cepa.

precio de las pruebas

El costo de las pruebas para detectar la presencia del virus del papiloma humano en el cuerpo depende del examen que se planee.

Los diagnósticos de PCR convencionales son económicos en la mayoría de las clínicas. El mismo procedimiento con la determinación de varios tipos de virus y su presencia cuantitativa en el cuerpo ya es más costoso. El costo más alto de la prueba Dijin.